Maria Ressa advierte sobre las amenazas al periodismo independiente en Filipinas y el mundo

porErin Stock
Jun 18, 2020 en Temas especializados
Manila

Ante un aluvión de ataques legales, la reconocida periodista Maria Ressa dice que Filipinas está a punto de experimentar la muerte de la democracia por "mil recortes". En un evento online organizado conjuntamente por ICFJ y FRONTLINE, dijo que su país, una vez conocido por sus pujantes medios de comunicación, ahora está al borde de un "precipicio".

Ressa, la editora ejecutiva y fundadora de Rappler, el premiado medio de comunicación con sede en Manila, se unió al panel online menos de dos días antes de que un tribunal la declarara culpable el lunes de un cargo de ciber libelo.

Ressa advirtió sobre un nuevo proyecto de ley antiterrorista en espera de la firma del presidente Rodrigo Duterte, que básicamente le pone otro nombre a "lo que solíamos llamar abuso de poder". Permite arrestos sin orden judicial y amplía la definición de terrorismo, dijo. "¿Cambiaremos fundamentalmente nuestro sistema de gobierno o podremos retener los derechos que nos garantiza la Constitución?", se preguntó. "Esos derechos están bajo riesgo".

[Lee más: Maria Ressa y su lucha contra el lado oscuro de las redes sociales]

Ressa es la protagonista en un nuevo documental “A Thousand Cuts”, que narra la erosión de la democracia en Filipinas alimentada en parte por la desinformación que circula en las redes sociales. La directora de la película, Ramona Díaz, y el productor ejecutivo de FRONTLINE, Raney Aronson, se unieron a Julie Posetti, directora global de investigación de ICFJ, para el panel virtual.

"'A Thousand Cuts' documenta los mil recortes que hemos padecido, y ahora estamos en el trecho final", dijo Ressa. "Creo que Filipinas está ante un precipicio".

Ressa, ganadora del Premio Internacional de Periodismo ICFJ Knight en 2018, enfrenta junto al ex miembro del staff de Rappler Rey Santos Jr. un mínimo de seis meses y un máximo de seis años de prisión. Fueron liberados bajo fianza, en espera de una apelación. Ese caso es solo uno de los ocho casos que Ressa enfrenta en un clima de acoso estatal. Si es declarada culpable en todos esos casos, podrá ser condenada por hasta 100 años de prisión.

El Centro Internacional de Periodistas (ICFJ) y otras organizaciones internacionales condenaron el fallo del lunes y pidieron que se retiren todos los demás cargos contra Ressa y Rappler.

"Se trata de una injusticia", dijo la presidente de ICFJ, Joyce Barnathan.

[Lee más: Los desafíos de los medios en tiempos de coronavirus]

Aronson dijo que Ressa es una heroína para muchos periodistas y que su historia resuena más allá de Filipinas. La propia Ressa ha dicho a menudo que su caso es el chivo expiatorio del periodismo independiente. "Esta es una advertencia para otros periodistas en todo el mundo", señaló. "Debemos seguir haciendo nuestro trabajo".

Ressa dijo que ha trabajado su propio miedo ante la condena del lunes y la posibilidad de pasar años tras las rejas. "Está bien asustarse y luego construir una comunidad. Es lo que hacemos después lo que realmente importa".

"A Thousand Cuts” se puso a disposición del público en Filipinas sin un muro de pago en las 24 horas previas al evento FRONTLINE-ICFJ. Más de 233.000 personas vieron el documental. Díaz dijo que las respuestas a la película muestran que "hay un profundo sentimiento de angustia por lo que ven que está ocurriendo ante sus ojos".

A continuación puedes ver el panel completo, que exploró la reinvención del periodismo en el contexto de la desinformación viral, los ataques contra la libertad de los medios y la lenta muerte de la democracia liberal.


Imagen con licencia Creative Commons en Unsplash, vía Andrey Andreyev.