Tres consejos para periodistas científicos y ambientales

porSam Berkhead
Dec 8, 2015 en Periodismo de investigación

Unos 150 líderes mundiales se han reunido en París para la Conferencia Anual de las Partes de Naciones Unidas (COP, por su sigla en inglés). Allí trabajan para establecer un acuerdo internacional jurídicamente vinculante destinado a frenar la marea del cambio climático global. Será el primero en su tipo desde el Protocolo de Kioto de 1997.

También están presentes aproximadamente 3.000 periodistas que cubren el encuentro para medios de todo el mundo.

Uno de ellos, el periodista de Climate Central John Upton, dice que el inmenso alcance de la cobertura del evento indica hasta qué punto la cuestión del cambio climático ha cobrado importancia en los últimos años.

“Es increíble que 3.000 periodistas estén pendientes de un tema que hace cinco o 10 años era más bien marginal para mucha gente y muchas publicaciones”, afirmó antes de la Conferencia. “Yo soy un periodista ambiental generalista, pero el cambio climático es un tema tan en boga en este momento que hay mucho trabajo para quienes quieran cubrirlo”.

Dada la magnitud de la presencia de los medios de comunicación en la COP21, está claro que el periodismo ambiental está más en demanda que nunca. IJNet conversó con Upton, que ofreció algunos consejos para quienes aspiran a ser periodistas científicos y ambientales.

No hagas que la investigación sea más difícil de lo que tiene que ser

Técnicamente, cualquiera puede convertirse en un periodista científico, dice Upton. Todo lo que se necesita es tiempo y cabeza para investigar problemas ambientales, y uno de los mejores lugares para acceder a investigaciones científicas —Google Scholar— es de acceso gratuito.

“Si usas Google Scholar, vas a encontrarte con muchas presentaciones importantes” explica Upton. “Y debido a que estos temas están tan consolidados, puedes ir a sitios como nature.org, encontrar las revistas periodísticas de más alto perfil que publican investigaciones sobre el tema que estás abordando y realizar una búsqueda individualizada en esas publicaciones”.

A menudo es necesario atravesar un muro de pago para leer esos artículos. Upton agrega que muchos periodistas no se dan cuenta de que es posible acceder a ellos de forma mucho más fácil de lo que parece: todo lo que hay que hacer es solicitarlos con amabilidad.

"Una vez que encuentras el estudio que te interesa, si no tienes una suscripción, únicamente podrás acceder al abstract o a alguna otra información, como detalles sobre los científicos que realizaron el estudio”, explica. "Pero los científicos están siempre dispuestos a compartir su trabajo con los periodistas. Solo tienes que enviarles un email, y por lo general te responderán muy rápidamente”.

Mantente escéptico

Upton también subraya la necesidad de que los periodistas ambientales y científicos se mantengan escépticos ante cada revista que leen y cada científico con el que hablan. Si bien la comunidad científica generalmente sigue el principio de revisión por pares al publicar su trabajo, este proceso no es inmune a la parcialidad.

"Creo que muchos periodistas piensan que el chequeo que normalmente tendrían que llevar a cabo ya fue realizado durante el proceso de revisión por pares de una publicación, pero en realidad no es así”, dice Upton. "Es muy fácil que la desinformación y las falsas suposiciones se deslicen durante ese proceso, y siempre existe el riesgo de los periodistas regurgiten los errores y las presunciones incorrectas de un equipo de científicos”.

Piensa local y globalmente

El cambio climático es una crisis global, pero muchas audiencias tienen dificultades en comprender su importancia sin no ven sus efectos en su comunidad local, explica Upton. Por lo tanto es importante que los periodistas ambientales o científicos reduzcan el alcance de su cobertura sobre cambio climático y se focalicen en historias locales.

“Si quieres que se preste atención a tu trabajo, debes abordar problemas que se dirijan a tu audiencia, y eso significa ocuparte de la divulgación a nivel local”, dice. "Así que si estás escribiendo que el mundo ha elevado su temperatura a 78 grados o que los niveles del mar han aumentado cerca de ocho pulgadas desde 1880, sonará muy lejano y vago. Cuando informes sobre el cambio climático, será útil para tu audiencia que pongas el foco en el impacto local y en las oportunidades locales que existen para reducir la contaminación”.

Lo mismo cuenta para cubrir temas ambientales multinacionales tales como la industria transatlántica de los pellets de madera, que Upton ha investigado en su reciente trabajo Pulp Fiction. Si bien quemar pellets de madera para producir energía tiene un impacto global, Upton se concentró en su fabricación por parte de las comunidades del sureste de Estados Unidos.

"Diría que, internacionalmente, lo más importante para hacer un periodismo significativo es asegurarte de que estés prestándole tanta atención a los aspectos exteriores del problema que estás abordando como a los locales”, sostiene. "Tuve que hacer mucho trabajo de campo y leer mucho para entender las leyes y las políticas de dos países diferentes; puede ser difícil, pero también puede ser muy gratificante y eso es muy importante".

Haz clic aquí para leer más consejos de Upton a periodistas ambientales.

Imagen principal con licencia Creative Commons en Flickr, vía jean-pierre chambard.

Foto de John Upton tomada por Rajan Zaveri.