Una red de apoyo entre periodistas jóvenes

porIris Pase
Jan 5, 2021 en Periodismo colaborativo
Work from home setup with laptop, Apple Watch and headphones

La pandemia de COVID-19 ha tenido un gran impacto redacciones de todo el mundo y los periodistas han vivido un año repleto de noticias y también de dificultades. Si bien la industria de los medios ha desempeñado un papel clave en la lucha contra la desinformación, periodistas de todo el mundo han sufrido tanto mental como económicamente.

En la encuesta Periodismo y pandemia del Centro Internacional de Periodistas y el Centro Tow para el Periodismo Digital de la Universidad de Columbia, el 65% de los encuestados dijeron que hoy tienen menos seguridad laboral que antes del COVID-19.

En este contexto, construir una carrera en los medios se ha vuelto cada vez más difícil. Muchos se han decidido a trabajar por cuenta propia, a menudo sin saber realmente cómo encontrar contactos u oportunidades, o incluso cómo redactar una propuesta. Es probable que los jóvenes que buscan trabajo hayan enfrentado el rechazo tantas veces que estén considerado renunciar.

Esta es la razón por la que la estudiante Asyia Iftikhar, residente en Londres, creó la Young Journalist Community (Comunidad de Periodistas Jóvenes, YJC). Fundado en mayo pasado, la YJC es un grupo de Facebook dirigido a periodistas aspirantes y en etapa inicial. Allí los participantes pueden intercambiar consejos, encontrar oportunidades laborales y promover su trabajo.

[Lee más: Consejos para periodistas que inician su carrera durante la pandemia]

 

Hoy como periodista freelance, Iftikhar ha construido una red de apoyo internacional liderada por pares. Explicó en una entrevista que el proyecto nació de su propia experiencia al intentar ingresar a la industria del periodismo a principios de año, sin éxito.

“Asistí a muchos seminarios web y eventos de Zoom, pero me di cuenta de que, en general, quienes daban consejos eran periodistas bastante veteranos”, relata. “Sentí que estaban abordando problemas que ya no existían. Simplemente no entienden muy bien cómo es intentar ingresar a la industria de los medios hoy en día".

Gracias a la asociación con PressPad UK, una premiada empresa social que tiene como objetivo diversificar los medios, la YJC cerró la brecha generacional al convertir los consejos de sus miembros en recursos gratuitos. Estos incluyen, entre otros, un "banco de propuestas exitosas" y un recurso con contactos de editores y tarifas.

Charlotte Colombo, una miembro del grupo, dijo a IJNet que la propuesta la ayudó a establecer contactos y conocer gente nueva, "lo cual fue especialmente útil durante el encierro cuando todos nos sentíamos un poco aislados". Colombo contó que obtuvo su primer encargo remunerado por el periódico británico Metro utilizando recursos ofrecidos por el grupo.

La YJC también ha permitido que las comunidades subrepresentadas y los periodistas interesados en especialidades particulares creen redes separadas. “Ha habido muchos grupos derivados de los que he participado y también he creado”, dijo Iftikhar.

[Lee más: Las redacciones universitarias se adaptan a la vida remota]

 

Como mujer de color, buscaba contactarse con pares para intercambiar experiencias y consejos. “Ahora tengo un chat de Twitter con periodistas increíbles y todos somos buenos amigos. Dentro de la comunidad de periodistas encontré una comunidad de personas con las que hablar”.

Los miembros también se han inspirado en el grupo para crear sus propios proyectos, amplificando así la voz de una nueva generación de profesionales de los medios. Sophie Kiderlin, una joven periodista que trabaja entre Alemania y el Reino Unido, inició y promovió su propio podcast gracias a la comunidad. “Tuve una respuesta increíble y encontré un coanfitrión, así como muchos invitados que estamos entrevistando”, dijo.

En un campo conocido por su competitividad, la YJC ha demostrado ser un lugar seguro para interactuar con colegas. “El logro del que me siento más orgullosa ha sido lograr mantener —hasta ahora—, el grupo como un espacio muy positivo”, dijo Iftikhar.

Kiderlin estuvo de acuerdo: “Nunca he tenido una experiencia negativa con nadie del grupo. Todas las personas con las que he estado en contacto han sido abiertas, serviciales y solidarias".

Debido a la pandemia, las redes en línea se han vuelto particularmente importantes para los periodistas que dan sus primeros pasos en la industria. Ahora que se replica a nivel local, esta iniciativa es un aporte a un entorno periodístico más accesible.

Los planes de Iftikhar para el futuro son organizar más eventos para que la gente se conecte, los que espera eventualmente trasladar fuera del mundo digital. “Ser estudiante y freelance puede ser muy solitario y llegas a sentir que eres la única persona”, dijo. "No hay una oficina o un espacio donde estar, por lo que sería bueno poder crear un foro donde podamos eventualmente encontrarnos en persona".

La YJC cuenta actualmente con más de 3.500 miembros de todo el mundo y está en continuo crecimiento, ofreciendo a más periodistas la oportunidad de comenzar su carrera.

"Espero que la comunidad siga creciendo y llegue a más personas", dijo Iftikhar. “Hoy siento que tengo gente a la que recurrir y a quien acudir, cosa que antes no tenía. Espero que el espíritu comunitario continúe y podamos seguir derribando barreras tóxicas".


Iris Pase es una periodista freelance que vive en Glasgow. 

Imagen con licencia Creative Commons en Unsplash, vía Major Tom Agency.