El Sur global lidera la innovación contra la desinformación

porDavid Maas
May 6, 2019 en Fact-checking y verificación de noticias
Reuters Institute report

En un contexto mundial de circunstancias políticas inestables y restricciones a la libertad de prensa, las redacciones del Sur global lideran los esfuerzos sostenibles e innovadores por combatir la propagación viral de la desinformación.

Al menos así lo afirma el informe “Lessons in Innovation: How International News Organisations Combat Disinformation through Mission-Driven Journalism”, publicado en abril por el Instituto de Innovación en Periodismo del Instituto Reuters. El documento presenta estudios de caso de tres medios digitales: Rappler de Filipinas, The Daily Maverick de Sudáfrica y The Quint de la India. Los investigadores examinaron la creactividad y la innovación que el contexto particular de cada país ha inspirado en esas redacciones.

“La crisis con la que estos medios tienen que lidiar es existencial, no tiene que ver solamente con los desafíos de los modelos de negocio, sino con el periodismo en sí y su misión”, dijo la autora principal del informe, Julie Posetti, a IJNet.

"En el occidente desarrollado, nos acabamos de dar cuenta de lo que la desinformación viral, el control estatal y el asesinato impune de periodistas significa para la libertad de los medios de comunicación”, continuó. "A diferencia de los países del sur, no tenemos una historia reciente de activismo centrado en la defensa de la libertad de expresión que apoye al periodismo independiente".

Por ejemplo, a raíz de las campañas de desinformación contra periodistas y otros críticos llevadas a cabo por el gobierno de Duterte en Filipinas, Rappler lanzó una iniciativa de verificación en la que procedió a mapear y almacenar datos sobre redes de desinformación, creando una base llamada "tanque de tiburones".

"Somos el único país que tiene una base de datos propia que muestra de qué manera pasamos de una democracia a una casi una dictadura. Podemos mostrarte cómo se ha hecho", dice la co-fundadora de Rappler, Maria Ressa, citada en el informe.

La iniciativa llamó la atención de Facebook y nació una alianza de verificación a través de la cual las dos organizaciones trabajaron juntas para exponer "redes troll" y eliminar "200 páginas, grupos y cuentas" de la plataforma del gigante de las redes sociales, según el informe.

Los periodistas de Rappler también han utilizado gráficos atractivos y nuevos métodos narrativos para ayudar a sus lectores a comprender mejor los informes que publican.

"Hemos abrazado nuestra identidad como fact-checkers", dijo la periodista de política Pia Ranada, en el comunicado de prensa de la publicación. "Puede que estemos alienando a parte de la audiencia, pero creemos que si tomamos una posición, la gente lo valorará y podría ponerse de nuestro dado".

En Sudáfrica, The Daily Maverick ha encabezado esfuerzos colaborativos de verificación de datos tanto dentro de la redacción como con los lectores. Donde estos esfuerzos han sido más exitosos ha sido reduciendo la difusión de información errónea vía WhatsApp. Esta colaboración surgió a raíz del escándalo de relaciones públicas de Bell Pottinger, durante el cual los periodistas del medio fueron víctimas de acoso online. 

En un contexto de ataques contra críticos del primer ministro nacionalista de la India, Narendra Modi, y de su partido, Quint creó WebQoof, una plataforma dedicada a exponer casos de desinformación. A través de ella los periodistas del Quint han desacreditado historias falsas de manera atractiva, y esas desmentidas a menudo han sido recogidas por los principales medios de noticias del país.

“Desafortunadamente, vivimos en el mundo de la posverdad y un número sustancial de personas no se siente lo suficientemente cómoda con los hechos; solo acepta discursos que confirmen lo que ya creen", escribió Jaskirat Singh Bawa, editora de noticias de The Quint, en el comunicado de prensa.

“¿Qué hacer? ¿Confrontarlos y decirles que están equivocados?” continuó. “¿O intentar involucrarlos en un diálogo más participativo, y explicar por qué la desinformación puede ser tan dañina para el tejido social y para el bienestar de la sociedad en general?”

Para el informe, Posetti, quien también es investigadora principal en el Instituto Reuters, se sumó a las tres redacciones estudiadas por el informe durante un mes a principios de 2019.

"Se trata de un periodismo que tiene una misión: está comprometido en la preservación de una democracia que ha sido ganada con esfuerzo, y se encuentra en una lucha abierta contra amenazas externas", dijo Posetti.

Los medios occidentales deberían tomar nota, agregó. "Las redacciones de los países avanzados pueden aprender mucho de la perspectiva creativa e innovadora practicada por estos medios".

El informe identifica nueve lecciones relacionadas con la innovación periodística que otros medios deberían tener en cuenta:

  • Una misión clara ayuda a innovar.
  • El periodismo impulsado por una misión puede dividir las audiencias, pero no es lo mismo que el partidismo.
  • La capacidad de “pivotar” en respuesta a una crisis es un marcador de innovación.
  • Las audiencias pueden ser parte de la innovación periodística.
  • El reporteo puede impulsar la innovación organizacional.
  • La innovación requiere inversión en nuevas habilidades, herramientas, técnicas y capacitación (sin importar cuán limitados sean los recursos).
  • La innovación puede basarse en valores fundamentales, pero también requiere un reexamen constante para determinar si es necesario un cambio más fundamental.
  • Las innovaciones deben compartirse con todo el medio para evitar sectorizaciones.
  • Con una misión clara, es posible hacer un periodismo importante e innovador destinado a una gran audiencia, incluso con recursos limitados.

Imagen del informe "Lessons in Innovation: How International News Organisations Combat Disinformation through Mission-Driven Journalism".