El periodista del mes de IJNet: Yusuf Omar

porSam Berkhead
Sep 2, 2016 en Periodista del mes

¿Podrá uno de los medios tradicionales más grandes de la India volverse 100% móvil?

Al nuevo editor móvil del Hindustan Times, Yusuf Omar, se le ha encomendado capacitar y empoderar al staff del diario para que se vuelque al periodismo móvil como parte de su estrategia digital.

Los primeros pasos de Omar en el periodismo móvil fueron dados en 2010, cuando hizo dedo desde Sudáfrica a Siria provisto nada más que de su smartphone y una pequeña cámara portátil para contar su historia. Desde entonces ha utilizado la tecnología móvil para reportear muchas historias, desde el frente de la guerra en Siria hasta las protestas #ZumaMustFall en Johannesburgo. Ha capacitado a periodistas móviles de Sudáfrica, India y Reino Unido, a menudo utilizando recursos del Centro Internacional para Periodistas y de IJNet para guiar sus clases. Actualmente está en Londres para el curso Media Convergence de Thomson Foundation, luego viajará a Estambul para ser orador en la Social Good Summit.

Hace poco estuvo en los titulares por su uso de Snapchat para contar historias de sobrevivientes de abuso sexual en la India o, más bien, por permitir que ellas mismas contaran sus historias a través del periodismo selfie.

Detrás de un filtro de Snapchat, las víctimas pudieron hablar de manera anónima ante la cámara del smartphone. Al mismo tiempo, los espectadores podían distinguir sus expresiones faciales y escuchar sus voces. El resultado fue algo más personal e íntimo de lo que las entrevistas tradicionales podrían haber permitido, explicó Omar.

"La razón por la que obtengo tomas tan íntimas es porque las personas se olvidan de que el celular está ahí. ¿Quién querría contar una historia de violación con una lente grande frente a su rostro? Realmente creo que el periodismo móvil es la manera más digna y auténtica de contar historias", dijo.

Hablamos con Omar sobre Snapchat, las narrativas y el desafío de construir la redacción móvil más grande del mundo.

¿Con qué limitaciones te has encontrado en el intento de llevar Snapchat al Hindustan Times?

A algunas personas Snapchat les parece muy difícil porque arma una historia lineal. Ese es tal vez el mayor desafío: enseñar a la gente a hacer un storyboard, porque una toma entra después de la otra. Debes tener una comprensión fundamental de dónde comenzarás, cómo seguirás y dónde terminarás. Es bastante irónico que haya que volver a las técnicas básicas narrativas al estilo televisivo para hacer una buena historia en Snapchat. 

¿En qué consisten los "lunes móviles" del Hindustan Times para capacitar periodistas?

La formación tiene tres etapas: experiencia, empoderamiento y participación. Dejamos que las personas experimenten con las nuevas tecnologías como chat bots o videos en 360°. El empoderamiento supone enseñar habilidades, como poner subtítulos a los videos, armar guiones gráficos o inyectar metadatos en las historias. Ese tipo de cosas.

Pero la parte más importante es la participación. Cuando llegué al Hindustan Times, había muy poco diálogo en las reuniones, aparte del quién, qué, cuándo, dónde, por qué y cómo, los pilares básicos el periodismo. Ahora tratamos de que un 50% de esa conversación trate sobre cómo compartir la información. ¿A dónde va a ir la historia? ¿En qué grupos de Facebook buscaremos participación de las audiencias? ¿A qué usuarios influyentes de Twitter podemos identificar?

¿Cómo logran la participación del público? ¿Los alientan a participar en el proceso de reporteo?

Masivamente. En Snapchat, por ejemplo, trajimos a seis estudiantes a la redacción para que enseñaran a los periodistas a usarlo. A su vez les pedimos que registraran en Snapchat las semanas más estresantes de sus vidas antes de entrar a la universidad. Fue una oportunidad para hablar de sus vidas sexuales, de tensiones familiares, etc.

No tuvimos que poner nada de esfuerzo porque produjeron una historia por semana y nos la enviaban. Después produjimos lo que en efecto se trató de un reality show sobre la vida de un grupo de jóvenes estudiantes. Es rentable, es íntimo y nos da una perspectiva totalmente nueva. De esta manera estás incluyendo a quienes forman parte de tu audiencia y los estás convirtiendo en las superestrellas virales del mañana.

¿Qué consejo le darías a alguien que quiere iniciarse en el periodismo móvil?

Mirar más allá de los trucos. Si observas Snapchat en su valor nominal, ¿qué es lo que tienes allí? Tienes un montón de emojis y ese tipo de cosas. Pero si miras más profundamente, encontrarás una plataforma que tiene mucha más tecnología que la mayoría de las otras plataformas. Hacer una aplicación con mapeo de rostro como la que tiene Snapchat es diabólicamente complicado. Es una brillante pieza de software. Hackéala. Tenemos una palabra en la India, en hindi, que es jugaard. The Economist la define como "innovación frugal". Y eso es exactamente lo que es. Implica usar la tecnología dentro de Snapchat o Facebook Live para contar historias increíbles y con toda la libertad creativa para hacer cosas significativas.

Con Facebook Live hemos hechas piezas de estudio donde hemos actuado como presentadores de noticias. Y fue completamente inefectivo porque nuestra audiencia en redes sociales no quiere que imitemos a la televisión. Los videos más exitosos que hemos hecho en Facebook Live han sido filmados con una sola cámara, temblorosa, en mano y con mal sonido, pero en el lugar de los hechos. Creo que no estar en el lugar denota pereza. Si estás haciendo la crítica de una película, debes estar en las afueras del cine. Si estás hablando de los mercados, debes estar en un banco. Aprovecha al máximo el hecho de que estás haciendo periodismo móvil.

Puedes agregar a Yusuf a Snapchat tomando una foto del snapcode de la izquierda, y posteriormente subiéndola a tu cámara seleccionando "Add Friends," y luego "Add by Snapcode" en la app.

Imagen cortesía de Yusuf Omar.

Esta entrevista ha sido condensada y editada.