Consejos para periodistas que cubren casos de abuso sexual

porSam Berkhead
Jan 18, 2016 en Temas especializados

De la cobertura del Boston Globe en 2002 sobre abusos sexuales dentro de la iglesia católica a las actuales acusaciones contra Bill Cosby, las noticias sobre agresiones sexuales han llegado a su punto más alto en los últimos años.

"Nunca, en la historia del periodismo, ha habido este tipo cobertura sostenida, sistémica, éticamente excelente, e impactante sobre las fallas institucionales alrededor de las agresiones sexuales”, dijo Bruce Shapiro, director ejecutivo del Centro Dart para el Periodismo y Trauma de la Escuela de Periodismo de la Universidad Columbia, en un evento reciente del National Press Club acerca de los desafíos de cubrir casos de abusos sexuales.

El número de víctimas que cuentan sus casos seguirá creciendo mientras más historias se publiquen, dijo Jennifer Marsh, vicepresidenta de servicios para las víctimas de RAINN. Cada año, la línea directa de agresión sexual de RAINN recibe más llamados de personas que buscan ayuda, a menudo como resultado de ver una historia importante de abuso sexual en las noticias, informó.

Sin embargo, pocos temas son tan desalentadores para los periodistas como la agresión sexual. Entrevistar a las víctimas viene con su propio conjunto de desafíos y trampas que pueden no solo comprometer una historia, sino causar un tremendo daño psicológico a los entrevistados.

IJNet asistió al evento y reunió estos tres consejos para los periodistas que cubren este tema tan sensible.

Deshazte de tus ideas tradicionales del reportero

Antes de abordar una historia así, es importante que los periodistas den vuelta sus ideas tradicionales acerca del reporteo, explicó Kristen Lombardi, periodista de investigación en el Center for Public Integrity. Esto incluye renunciar al control de la historia, algo que puede parecer un anatema para muchos periodistas.

“No vas a conseguir este tipo de entrevistas solo por tu persistencia", dijo Lombardi. "He aprendido que la mejor manera de acercarse a la víctima es a través de un intermediario de confianza, por lo que siempre he cultivado fuentes alrededor de las víctimas".

Este método de búsqueda de fuentes a través de intermediarios es esencial cuando muchos sobrevivientes de abuso sexual se muestran escépticos y desconfiados con los medios de comunicación.

“Se trata de personas que han sido golpeadas por el sistema, a quienes no se les ha creído y a menudo se ha silenciado", dijo. "Muchas me han contado que la respuesta institucional fue más traumática que el propio asalto sexual. El nivel de desconfianza es muy alta, y como periodista es a lo primero a lo que vas a enfrentarte".

Apoyo, empatía y verdad

Los médicos que ayudan a las personas con daño emocional severo a menudo discuten la necesidad del modelo SET (Support, Empathy, Truth, en inglés): un sistema de tres niveles en los que el periodista ofrece apoyo, empatía y verdad al sobreviviente, explicó Shapiro.

El apoyo equivale a expresar que apoyas a la víctima; que deseas contar su historia. La empatía es la comprensión que expresa el periodista a los retos a los que la víctima se enfrenta al contar su historia.

Es el elemento de la verdad del modelo SET el que plantea el mayor desafío para los periodistas, dijo Shapiro. Puede ser fácil para estos últimos pasar por alto los detalles de lo que tendrán que hacer para terminar su historia, pero esos detalles son esenciales a la hora de comunicar y necesitan el consentimiento informado de la víctima.

"Siempre he pensado que es mejor ser honesto y explicar claramente las metas de tu historia o tu serie de historias", dijo Lombardi. "Prepara a las víctimas para lo que se avecina: 'Este es mi proceso de reporteo, esto es lo que voy a contar, voy a tener que hablar con XYZ, y quizás podría incluir al presunto perpetrador'. Asegurarte de que sean plenamente conscientes de todo lo que harás para construir tu historia es de mucha ayuda".

Prepárate para una respuesta negativa

Muchos sobrevivientes de abusos sexuales optan por hablar con los medios como una forma de autoempoderarse, dijo Liz Seccuro, autora y activista que contó su propia historia de abuso en 1985. Y si bien contarlo puede ser una experiencia enriquecedora, el auge de las redes sociales hace que sea más fácil que nunca que las víctimas se conviertan en el centro de las críticas.

“Lo que no esperaba era una reacción violenta", dijo. "Independientemente de cuánto SET se haya hecho y qué tan cuidadoso se haya sido, el odio total y absoluto y el señalamiento hacia la víctima, independientemente de lo bien que hayas contado la historia, es inevitable".

Por esa razón, los periodistas deben anticipar siempre las reacciones negativas o violentas a cualquier historia de abuso sexual, y decirles a las víctimas que también deberán anticiparlas.

Desde RAINN, Marsh contó que se aconseja a las víctimas que contaron sus historias a mantenerse lejos de las redes sociales y de las secciones de comentarios de los medios digitales. De igual modo, cualquier periodista que desee cubrir una historia de abuso sexual debe comunicarle estas cosas a sus entrevistados.

“Felizmente, la sección de comentarios de un montón de sitios de noticias está desapareciendo, así que tal vez los trolls tendrán que buscarse otro pasatiempo", dijo Shapiro.

Para seguir leyendo

¿Todavía tienes preguntas acerca de cómo cubrir historias de abuso sexual? El Centro Dart ha recopilado una colección de 85 recursos, incluyendo consejos, elementos multimedia y muchas cosas más para ayudar a los periodistas a tratar el tema.

En la foto [de izquierda a derecha]: Jennifer Marsh, Liz Seccuro, Bruce Shapiro y Kristen Lombardi.

Imagen de Sam Berkhead.