¿Entrevistando por Zoom? Te damos algunos consejos

porMarie Naudascher
Apr 20, 2021 en Periodismo multimedia
Hand taking notes in front of a computer with a microphone

Para los periodistas ha sido todo un desafío ejercer su profesión durante la pandemia. Muchos de nosotros hemos reemplazado los encuentros en persona por la pantalla de una computadora.

En este contexto, de todos modos debemos seguir informando, proponiendo coberturas y produciendo noticias. Hemos aprendido mucho durante el último año, ya que hemos encontrado formas de cubrir historias de manera remota sin perder de vista las complejidades del mundo.

Si bien hay varios elementos que se pierden en las entrevistas virtuales, hemos reunido consejos para ayudarte a practicar la empatía, preservar tu bienestar y escuchar lo mejor posible lo que tus entrevistados tienen que decir.

(1) No programes una videollamada si la entrevista puede hacerse por teléfono

Hacer todo a través de una pantalla causa desgaste tanto para el periodista como para el entrevistado. No siempre es necesario verse para hacer una entrevista.

(2) Tómate 10 minutos para "entrar en onda" antes de la entrevista

Si tienes niños en casa, por ejemplo, es importante que te asegures de que estén ocupados y tranquilos para que te sientas mentalmente disponible para escuchar a otra persona.

No dudes en rodearte de aquello que te ayude a escuchar y a adentrarte en el universo del sujeto de tu entrevista. Puede ser una taza de café o tal vez usar un espacio de tu casa que no sea su escritorio habitual. Nunca olvides los auriculares. Haz todo para no empezar la entrevista estresado.

[Lee más: Consejos para organizar un webinario vía Zoom]

(3) Comienza con algo positivo

Puede comenzar su entrevista diciendo algo como:

  •      "Estoy feliz de poder hablar contigo";
  •      "Gracias por tu buena predisposición", o
  •      "Es un placer poder conocerte".

Evita decir algo negativo pueda poner en primer plano las dificultades técnicas de una entrevista de Zoom.

(4) Hazle saber a la persona la duración de la entrevista antes de comenzar

Ya sea una charla de 10 minutos o una entrevista de media hora, es una buena idea poner en claro la duración de antemano.

(5) Avisa si no tienes la intención de utilizar la imagen o el video de los entrevistados

Esto les permitirá sentirse más cómodos y no preocuparse tanto por su apariencia.

(6) Pídele al sujeto de tu entrevista que describa su entorno. Utiliza preguntas abiertas cuando sea relevante

Por ejemplo, podrías preguntar:

  •      "¿Podrías describir tu espacio de trabajo?"
  •      "¿Cómo te sientes trabajando desde casa?" o
  •      "¿Qué rincón de tu casa te gusta más?"

Este tipo de preguntas tienen como objetivo animar a los entrevistados a dar algunos detalles más humanos que podrás agregar a su historia. Por ejemplo, pueden contarte lo que se está preparando para la cena, mostrarte una foto familiar interesante, una ventana y lo que se ve afuera, etc.

Al trabajar de forma remota perdemos parte de nuestra capacidad de observación. Pensar en los cinco sentidos y rescatar esos detalles puede ser útil para “entrar” en la casa de la persona.

[Lee más: Entrevistas remotas: todo lo que necesitas saber]

(7) Si notas que la calidad de la grabación es mala y el entrevistado no puede irse a otro lugar, pídele que apague la cámara. Si el contenido ya es lo suficientemente bueno, acorta la llamada

Si necesitas más tiempo para hablar con el sujeto de la entrevista, puedes cambiar a una llamada convencional. Esto evitará perder tiempo discutiendo e intentando resolver problemas técnicos.

(8) Mantén a tu entrevistado enfocado en el tema del que se está hablando

Quizás la persona se sienta perdida y esté hablando más de lo necesario para explicar algo. Puedes decirle: "Estabas diciendo algo muy importante, ¿podrías repetir esa parte?" O intenta cambiar el enfoque: "¿Te gustaría tomar un breve descanso?"

Tú, como periodista, también puedes tomarte un descanso. Puedes aprovechar la oportunidad para respirar hondo, concentrarte en lo esencial de la conversación y volver a lo que tenías planeado. Repregúntate: ¿Por qué estoy hablando con esta persona? O: ¿qué es lo que nadie más que esta persona puede decirme?

(9) Antes de concluir la entrevista, pregunta al entrevistado si hay algo importante que quisieras decir y que no fue cubierto en tus preguntas

Esto les indica que sus palabras han sido escuchadas y respetadas y, naturalmente, ayuda a terminar la entrevista.

(10) Cuando detengas la grabación avisa a tu entrevistado y pregúntale si hay algo que le gustaría decir off the record

Es importante que estos límites estén claros, incluso en el mundo virtual.


Marie Naudascher es una periodista radial que trabaja como corresponsal de radio Europa 1 en Brasil.

Este artículo fue publicado originalmente en el sitio de IJNet en portugués.

Imagen con licencia Creative Commons en Unsplash, vía Kelly Sikkema