Por qué las redes sociales son una extensión del trabajo de los periodistas

porAshley Nguyen
Jun 17, 2015 en Redes sociales

Wright Bryan ayuda a dirigir las redes sociales de NPR pero quiere dejar algo en claro desde un principio: “el periodismo en las redes no es algo especial”.

“Las redes sociales no son algo extraño”, dijo Bryan a los becarios del proyecto de ICFJ Bringing Home the World en una reciente capacitación. “No es algo que debemos pensar que es distinto a lo que hacemos.... Las redes sociales son solamente una extensión de nuestro trabajo como periodistas”.

Las redes sociales nos permiten satisfacer todos los requisitos de nuestro trabajo como periodistas: hacer preguntas, recopilar información, filtrarla a través del ruido y publicarla. Nos permiten traer "nuevos conocimientos y visiones a nuestras coberturas", señaló Bryan. Debemos incorporar las redes sociales a nuestra rutina diaria.

A continuación, IJNet resalta algunos de los consejos que Bryan dio durante la charla a los 15 becarios del programa Bringing Home the World, quienes se están preparando para hacer viajes periodísticos pero a la vez buscarán permanecer conectados con sus seguidores.

Crea una comunidad y obsérvala crecer

Tanto si eres un periodista que recién comienza a utilizar Twitter como un reportero que está reevaluando su estrategia en las redes sociales, es importante que pienses en qué te especializas y sigas a personas que reflejen los temas que cubres.

“Para que las plataformas sociales te sirvan, debes conocer a tu audiencia”, dijo Bryan. “Digamos que lo tuyo es la ética: siéntate y averigua quiénes son las personas que más se dedican a ese tema en especial. Síguelas y empieza a escucharlas”.

Si dejas tu especialización para empezar con algo nuevo, no temas dejar gente en el camino y empezar desde cero, siguiendo los cuatro pasos que sugiere Bryan:

  1. Identifica a tus audiencias
  2. Selecciona a quienes sigues
  3. Crea listas
  4. Atrae

“Esto es como armar un jardín”, comenta Bryan. “Suena como que lleva mucho trabajo, pero al final es fantástico”.

Aprende de tus pares

Cuando aspires a maximizar tu uso de la redes sociales, toma nota de lo que están haciendo otros periodistas. Bryan citó el caso de Elise Hu, una corresponsal internacional de NPR en Corea del Sur. Hu tiene un Tumblr llamado Elise Goes East ("Elise va al Este") que llena de curiosidades acerca de su vida en el extranjero. Los posts no siempre se refieren a su vida laboral, sino que ofrecen una mirada sobre cómo es la vida en Seúl para un expatriado.

“Elise representa a la periodista moderna que puede hacerlo todo”, señaló Bryan. “Realmente está marcando un camino al mostrarle a los periodistas lo que pueden ser y hacer”.

El espacio social también representa una oportunidad para que los periodistas tengan más chances de expresarse, explicó Bryan. Allí no hay ningún editor pidiéndote que recortes caracteres.

Sé tú mismo, o casi

Bryan animó a los becarios a dejar que sus personalidades brillen a través de las redes sociales, pero también les recordó que deben actuar como periodistas. Revisa la política del medio y siéntate con tus editores para discutir nuevas cosas que te gustaría experimentar, y que no necesariamente se encuentran en el manual de estilo de tu redacción.

Y a veces está bien mantener tu vida privada y tu trabajo separados. Bryan tiene una cuenta de Instagram privada, y también la becaria y editora del Christian Science Monitor Africa, Paula Rogo, lleva adelante cuentas de redes sociales tanto personales como profesionales.

Miles de herramientas

“Existen miles de herramientas y deberías usar las que tienen sentido para ti”, aconsejó Bryan. Pero si hay miles de herramientas, ¿por dónde se empieza? “Averigua lo que quieres hacer y googléalo”, dijo.

Aquí hay algunas con las que puedes experimentar:

  • Si envías un mensaje a alguien de quien no eres amigo en Facebook, todos sabemos que la nota terminará en la temida casilla “otros”.  Pero si pagas US$1, Facebook se asegurará de que el mensaje entre a la carpeta principal de tu fuente potencial.
  • IFTTT le permite a sus usuarios crear “recetas” para hacer que su manejo de las redes sociales sea más eficaz. El corresponsal internacional de NPR Ari Shapiro usa este servicio para postear en varias plataformas a la vez: verás que una foto del Instagram de Shapiro, tomada en una subasta de peces en Escocia, aparece también en Facebook, Twitter y Tumblr. Pero debes tener cuidado con tu audiencia. Algunos seguidores pueden encontrar molesto que el mismo contenido aparezca en todas las plataformas. IFTTT también es útil para los freelancers que quieren hacer un seguimiento de sus gastos cuando viajan internacionalmente. Las recetas incluyen aplicaciones cómo: “Añade los recibos entrantes a una hoja de cálculo” y “¿Qué tan fuerte es mi moneda en otro país? Mostrar el tipo de cambio todos los días”.
  • Tu familia y amigos pueden querer ver fotos tuyas divirtiéndote en Facebook, pero tal vez no estén tan interesados en tu último reportaje acerca de un problema mundial o de la reforma fiscal. Para evitar inundar los feeds de la gente en las redes sociales, la becaria y periodista de Think Progress Beenish Ahmed lanzó un boletín TinyLetter destinado a las personas que realmente quieren ver su trabajo. 
  • “Si fuese periodista, usaría Periscope el día entero", dijo Bryan, explicando que existe algo romántico en el hecho de mostrarle al público lo que estás haciendo en un momento determinado. “Internet es visual", señaló. Periscope también provee una interfaz de doble vía. Esto le permite a tus seguidores comentar lo que estás transmitiendo y a la vez te brinda la posibilidad de responder tanto a través de un video como de Twitter. 
  • Cuando tu editor te diga que a nadie le interesa la idea que le acabas de proponer, usa tweets y posts como pruebas de que tu audiencia sí se está haciendo preguntas sobre esa temática. Busca a la comunidad interesada en el tema visitando grupos de Reddit y Facebook.

Puedes ver la presentación completa de Wright Bryan aquí.

Imagen con licencia Creative Commons en Flickr, vía Eric Langhorst.