Los periodistas africanos deben hacer más por su seguridad digital

por Catherine Gicheru
Feb 3, 2016 en La seguridad del periodista

De acuerdo al Comité para la Protección de Periodistas (CPJ, por su sigla en inglés), en las últimas dos décadas 780 periodistas de todo el mundo fueron asesinados mientras trabajaban en reportajes de investigación. Muchos utilizaban herramientas digitales en su trabajo cotidiano, lo que los expuso también a amenazas cibernéticas.

Esta tendencia se refleja en un reciente informe del CPJ que indica que 109 de los 199 periodistas encarcelados el año pasado habían tenido actividad online. Article 19 también sostiene que hay cada vez más ataques contra periodistas que trabajan online.

En muchos países africanos y en otras partes del mundo se han promulgado leyes para permitir que los organismos de seguridad intercepten comunicaciones, hagan seguimiento de llamadas y controlen la actividad online de grupos terroristas u organizaciones criminales, o también para combatir el acoso online. El ubicuo teléfono móvil con software de geolocalización integrado hace que un usuario puede ser localizado en cualquier lugar o momento. Algo tan simple como reunirse con alguien puede exponer al periodista y a su fuente a una vigilancia no deseada.

Lo desconcertante es que mientras que los actores estatales y las entidades corporativas se vuelven más adeptas al uso de herramientas de vigilancia, muchos periodistas aún no saben cómo protegerse online. Así que, ¿qué debe hacerse?

Capacitación

Gran parte de la formación en seguridad de los periodistas africanos se ha centrado en medidas de protección física. Además y por encima de eso, hay una necesidad de desarrollar experiencia local en seguridad digital para capacitar a periodistas, medios, blogueros, activistas de derechos humanos y hasta periodistas ciudadanos.

Integración

Las escuelas de periodismo deberían hacer obligatorio para todos los estudiantes el aprendizaje de habilidades digitales básicas como crear y gestionar contraseñas, encriptar archivos y emails, y eludir la vigilancia digital. Un decano de una de las escuelas de periodismo de Kenia explica por qué este tipo de formación no se ofrece a los estudiantes de periodismo en el país: "Para muchas instituciones, la seguridad digital es una noción bastante incomprendida”, dice. "La seguridad online debe ser parte del paquete de socialización de los estudiantes en este mundo cibernético. Ellos necesitan entender por qué la seguridad es importante y qué es lo que están asegurando”.

Para las mujeres periodistas que enfrentan amenazas e intimidaciones similares a las de sus colegas masculinos por su trabajo, la seguridad online es crucial ya a veces son específicamente acosadas a causa de su género.

Colaboración

Periodistas y tecnólogos necesitan más oportunidades para trabajar juntos y mejorar o adaptar herramientas de anti-vigilancia para uso local. Ejemplos de tales asociaciones incluyen simples demostraciones durante encuentros de la organización Hacks/Hackers, o también reuniones más elaboradas e intensas, como la que el año pasado agrupó a la comunidad tecnológica de Uganda para probar cinco herramientas de seguridad digital. La prueba reveló brechas en cuatro herramientas de encriptación.

Tales colaboraciones fomentarán no solo el desarrollo de técnicas y herramientas pequeñas y fáciles de usar, sino que también alentarán a los periodistas a incorporar hábitos que los protejan a ellos, a sus fuentes y a sus datos. Muchos periodistas tienden a ser perezosos cuando se enfrentan con sistemas demasiado complejos o difíciles de entender, y a ignorar procedimientos cautelares cuando tienen poco tiempo para entregar un artículo.

Existen numerosas fuentes en las que los periodistas pueden aprender a mantenerse seguros online. Aquí, aquí y aquí hay algunos ejemplos de herramientas que puedes utilizar. También te proponemos las siguientes guías:

Imagen con licencia Creative Commons en Flickr, vía Anastasia Basano.