La periodista del mes de IJNet: Kiarinna Parisi Pedrá

porIJNet
Oct 1, 2015 en Periodista del mes

Todos los meses IJNet presenta a un periodista internacional que realza los valores de la profesión y ha usado nuestro sitio web para avanzar en su carrera. Si deseas ser entrevistado, envía aquí una breve reseña biográfica y un párrafo sobre cómo has utilizado los recursos de IJNet.

De padre italiano y madre venezolana, la periodista del mes, Kiarinna Parisi Pedrá, siempre ha sentido curiosidad por el mundo que la rodea.

"Desde que era joven, esa cultura mixta influyó en mi vida", dijo Parisi a IJNet. "Cuando estaba en la escuela secundaria decidí que sería periodista. Quería saber más sobre todo".

Parisi creció en Maracay, Venezuela, y en su adolescencia fue pasante de una estación de radio local antes de ingresar a la universidad para estudiar Comunicación. Consiguió su primer trabajo de tiempo completo en la Televisora Regional del Venezuela (TRV). Después se convirtió en corresponsal de dos grandes medios: Radio Caracas Televisión Internacional (RCTV) y Globovisión, pero se vio obligada a buscar trabajo en otros lugares. Ambos medios tuvieron que lidiar con presiones constantes del gobierno, y finalmente RCTV cerró sus puertas.

Parisi viajó a Estados Unidos en busca de trabajo y allí tuvo que volver a empezar desde cero. Como pasante del programa local de Univisión Noticias 34 en Atlanta aprendió a hacer un poco de todo. Escribió, editó material audiovisual y ayudó en tareas de producción.

Hoy es productora full-time y periodista de Noticias 34, en donde cubre sucesos de toda el área metropolitana de Atlanta. Cuando los dos primeros pacientes con ébola de Estados Unidos fueron tratados en el Emory University Hospital de Atlanta, Parisi y sus colegas estuvieron allí y cubrieron esa noticia de interés nacional. El Capítulo del Sudeste de la Academia Nacional de Televisión, Artes y Ciencias (NATAS, por su sigla en inglés) premió a Parisi y a su equipo con un Emmy por su cobertura durante la llegada de los pacientes.

Últimamente Parisi ha utilizado IJNet para aprender más sobre periodismo de datos. Luego de ver una oportunidad acerca de un curso online gratuito de periodismo de datos ofrecido por el Centro Knight de Periodismo de la Universidad de Texas en Austin, ella se postuló y lo completó.

Parisi conversó con IJNet sobre las dificultades a las que se enfrentó como reportera en Venezuela y acerca de cómo fue avanzando en su carrera.

¿Qué aprendiste mientras trabajabas en RCTV?

Aprendí cómo trabajar como corresponsal y cómo estar al tanto de todos los temas que afectaban a mi región. Cuando se trabaja localmente siempre se cubren cosas específicas, pero como corresponsal es difícil decidir cuál es el tema más importante del día.

Fue una situación muy difícil para nosotros porque ese canal fue uno de los que el presidente Hugo Chávez cerró. Siempre temimos no tener trabajo al día siguiente. Hubo mucha solidaridad, amor y pasión por lo que hacíamos. Seguimos trabajando a pesar de que fuimos sacados de los canales de aire y pasamos a estar disponibles solo en cable. Pero después también le prohibieron a las compañías de cable emitir RCTV. Por supuesto, estábamos online, pero entonces se decidió tener un equipo más pequeño. Fue muy difícil.

¿Cómo conseguiste tu actual trabajo en Univisión?

Comencé a golpear puertas hasta que me dijeron "puedes ser pasante". Fue muy duro comenzar de nuevo. En mi país trabajaba en un canal de televisión nacional y de pronto tuve que volver a ser pasante. Sin embargo aprendí mucho. Los periodistas estadounidenses y los venezolanos son muy distintos. Aprendí cómo usar una cámara. En Venezuela yo contaba con un camarógrafo y un editor.

Después de desempeñarme como pasante durante tres meses me contrataron part-time. Y luego de seis o siete meses me convertí en una reportera de noticias full-time.

Cuéntanos sobre alguna historia memorable que hayas hecho para Noticias 34
 
En abril cubrimos la situación de la marihuana de uso médico en Atlanta, justo cuando acababan de legalizarla para tal fin. Conocí a una familia venezolana que tenía una niña llamada Natasha, que sufría de convulsiones. Tenía cerca de 100 por día. Vi cómo la marihuana medicinal mejoró su vida, y fue bueno hacerle conocer esa situación a la gente. Muchos hispanos sufren accidentes cerebrovasculares, enfermedad de Crohn o cáncer, y todo eso puede ser tratado por la marihuana medicinal de manera legal.
 
Imagen cortesía de Kiarinna Parisi Pedrá.