Fact-checking en el mundo: Wafana de Alemania

por Clothilde Goujard
Jun 4, 2018 en Fact-checking y verificación de noticias

Esta es la quinta entrega de nuestra serie "Fact-checking en el mundo", que destaca a las organizaciones que luchan contra la desinformación. 

La periodista alemana Johana Wild estaba trabajando en Ruanda en 2014, cuando comenzó a circular un post en Facebook sobre la muerte del presidente Paul Kagame. El post llevó a la gente a tomar las calles y celebrar en el país vecino, la República Democrática del Congo.

“Por varias horas nadie pudo averiguar si el rumor era cierto o falso”, dice Wild.

Ella había estado en África por tres años, y no era la primera vez que rumores online la tomaban por sorpresa, propagándose como reguero de pólvora.

Pero lo que más le molestaba era no tener habilidades para lidiar con ese tipo de desinformación.

"Como periodista de prensa y de radio, no tenía experiencia en fact-checking y realmente no sabía qué hacer", cuenta. "Estaba completamente abrumada".

Wild decidió que quería explorar más a fondo el tema de las noticias falsas. En 2016, después de obtener una maestría en periodismo digital en la Birmingham City University, participó en un programa del Media Lab Bayern, una incubadora de medios que reúne a periodistas y especialistas en inteligencia artificial.

Trabajando en equipo con otro periodista y dos desarrolladores de software, cofundó la primera organización digital de verificación de datos de Alemania. Su nombre, Wafana, es una combinación de las palabras "verdad" (Wahrheit), "hecho" (Fakten) y "noticias" (Nachrichten).

La organización ofrece capacitación en fact-checking para redacciones y periodistas de todo el país, una necesidad que Wild considera urgente.

Ella explica que antes de 2017, el tema de la desinformación no despertaba mucho interés en su país. Tras entrevistas con 20 redacciones alemanas, los investigadores de Wafana descubrieron que la mayoría de los periodistas consideraban que no tenían suficientes conocimientos para verificar contenidos online.

Wild y su equipo querían ir más allá de simplemente ofrecer entrenamiento para verificar hechos. Así que, en agosto de 2017, lanzaron Crowdalyzer, una herramienta de escucha social.

"La herramienta no solo muestra las tendencias (trends) del momento, sino también las tendencias de información falsa", explica.

La herramienta fue desarrollada para el mercado alemán, donde generalmente no hay grandes engaños que lleguen a grandes audiencias. En cambio, la desinformación a menudo toma la forma de pequeñas falsedades y hechos incorrectos que circulan dentro de comunidades específicas online.

Crowdalyzer utiliza el aprendizaje automático para hacer un perfil de la comunidad digital extendida que se relaciona con un tema, un medio o un partido político, y rastrea de qué se está hablando allí.

Si bien ya había herramientas para detectar información errónea, Crowdalyzer permite a los periodistas no solo detectar noticias falsas sino también dirigirse a la comunidad en la que circulan, lo que les da "más oportunidades para desacreditarlas", dice Wild.

Varias redacciones del país la están usando, incluida una redacción local que ayuda a Wafana a desarrollar y mejorar Crowdalyzer al brindar feedback de manera regular.

Alemania tiene leyes severas destinadas a limitar las noticias falsas, los discursos de odio y el contenido ilegal. Las redes tienen la responsabilidad de eliminar mensajes con contenido criminal dentro de las 24 horas, y dentro de los siete días para casos menos claros, o deben pagar una multa. Incluso con estas leyes estrictas, Wild dice que el contenido dudoso sigue circulando.

"El problema con la desinformación es que no siempre es contraria a la ley", explica. "La información falsa que encontramos suele encontrarse en una zona gris".

El principal desafío al que se enfrenta la organización es el ritmo y el alcance de la desinformación.

"Los bots siguen siendo muy estúpidos, no se comportan al 100% como los humanos", dice Wild. "Pero esto está a punto de cambiar, así que tenemos que cambiar. Necesitamos adaptarnos constantemente al paisaje de la desinformación y el desafío es financiar el tiempo que necesitamos para experimentar".

Ella está motivada a continuar innovando y encontrar soluciones en la intersección entre el periodismo y el aprendizaje automático. Wafana fue incluida en la lista de las 30 Mejores Startups de Noticias del Global Editors Network en 2018.

Imagen con licencia Creative Commons en Unsplash, vía rawpixel.