Usa algoritmos para el trabajo pesado de la redacción

porMargaret Looney
Jun 16, 2013 en Periodismo de datos

Es una imagen común en las salas de redacción que practican el periodismo basado en datos: pasantes con ojeras y mirada vidriosa después de haber pasado horas revisando cada entrada en una enorme base de datos, intentando estandarizarlas para poder analizar patrones.

Derek Willis, desarrollador de noticias interactivas para el New York Times, cree que existe una manera mejor de realizar esta tarea. "Está muy bien tener pasantes, pero esto es una forma de agotarlos", dijo a los participantes del meetup de junio de la Online News Association (ONA) en Washington, DC. En cambio, Willis y su compañero sugirieron ahorrar tiempo al dejar que un algoritmo informático se quede con este trabajo pesado.

Basicamente, un algoritmo es sólo una "lista de instrucciones glorificada", explicó Justin Myers, productor interactivo del Chronicle of Higher Education. Al igual que una receta, es un conjunto de instrucciones que tu computadora seguirá repetidamente a tu petición.

Los algoritmos ofrecen una ventaja a los periodistas que va mucho más allá de los beneficios de ahorrar de tiempo. Las metodologías de reportaje son esencialmente las mismas entre las distintas secciones y siguen un esquema típico de pregunta-respuesta. Para Wilis, una ventaja importante de enseñar a una computadora a hacer estas tareas es que se está creando un sistema replicable que puede seguir por mucho tiempo, aún después de que un periodista decide cambiar de puesto de trabajo.

El Times utiliza algoritmos para reportajes tal como el rastreador de financiación de campañas políticas para hacer comparaciones simples de donantes a campañas en función de sus nombres, destinatarios, ocupación y otros datos demográficos. Hay una motivación detrás de cualquier donación a una campaña política y por lo general siguen un patrón que un algoritmo puede identificar.

Una vez que has utilizado un algoritmo para eliminar las tareas manuales y empieces a recopilar datos de manera cotidiana, podrás hacer mejores preguntas basadas en aquellas tendencias que la computadora identificó.

Los algoritmos pueden encontrar temas que el ojo humano puede pasar por alto. Willis explicó cómo los periodistas pueden usar algoritmos para monitorear las acciones rutinarias de figuras políticas al rastrear sus actividades en redes sociales, cómo distribuyen sus comunicados de prensa o la frecuencia con que utilizan una frase clave en un discurso. Esto podría dar lugar a ideas de reportajes que explican el "porqué" detrás las acciones estratégicas de los políticos.

Aceptar la eficiencia de los algoritmos es también una buena manera de "matar reportajes que apestan", dijo Willis. Al contar con una máquina que aprende a reunir hechos concretos para ti, puedes evitar historias anecdóticas que carecen de importancia.

Aunque siempre habrá aspectos que los periodistas (y sus atormentados pasantes) necesitarán comprobar manualmente, si eliges un buen margen de error (para Willis, alrededor de un 90 por ciento de certeza de que tus datos son concretos), los algoritmos pueden reducir la lista de elementos que necesites comprobar y disminuir la probabilidad de que tus pasantes huyan despavoridos.

Puedes revisar un resumen de Storify sobre el evento de la ONA, junto con más consejos sobre el uso de algoritmos en las salas de redacción, aquí.

Margaret Looney, asistente editorial para IJNet, escribe reportajes y posts sobre la últimas tendencias, herramientas y recursos periodísticos.

Imagen cortesía de dullhunk en Flickr. Licencia Creative Commons.