Perfiles del periodismo móvil: introduciendo el #mojo a la redacción

porClothilde Goujard
Nov 10, 2016 en Periodismo móvil

Los móviles han sido herramientas útiles para los periodistas durante años, pero algunos medios establecidos tienen problemas para ver todas las oportunidades que ofrecen. La mayoría de las salas de redacción limitan el uso y la comprensión de las coberturas móviles solo para las noticias de última hora, o cuando se trata de contenidos hechos por testigos. Algunos periodistas y medios utilizan la tecnología móvil para mostrar los detrás de escena de las noticias y otros fragmentos exclusivos. Pero en general el papel que se le da en estos medios no es central en sus proyectos periodísticos.

Con tantas redacciones aún rezagadas para ver el potencial de los móviles, convertirse en periodista móvil (o mojo, por "mobile journalist") en un medio tradicional, televisivo, radial o impreso, ha sido complicado.

"Todavía estamos atravesando un proceso evolutivo que creo que al final va a cambiar la forma en que las noticias se producen y distribuyen, pero se trata de un proceso lento”, observa Glen Mulcahy, fundador de la conferencia Mojocon de periodismo móvil y director de innovación de RTE, una emisora irlandesa.

El capacitador de periodismo móvil está familiarizado con este tipo de rechazos cada vez que aparecen nuevas tecnologías para periodistas.

"Las grandes instituciones mediáticas tienden a ser muy quisquillosas con respecto a su infraestructura de difusión", dice. "Cuando surge algo perturbador, la gente tiende a intentar eliminarlo lo más rápido posible en lugar de ver su potencial".

La BBC es un ejemplo de esto. Dougal Shaw, un videoperiodista de la BBC, se dio cuenta de que sus editores estaban algo sorprendidos e incómodos con la idea de que utilizara la tecnología móvil. Hoy la BBC está invirtiendo en sus periodistas y capacitándolos para que informen con dispositivos móviles.

Muchos periodistas han entregado historias producidas con móviles sin avisar a sus editores. Björn Staschen, director del NextNewsLab de la emisora alemana NDR, filmó en Escocia una historia sobre el Brexit con su teléfono, y no le dijo nada a sus editores en Alemania. "Lo hice, lo envié, y no se dieron cuenta", dijo.

En Suiza, una redacción ha incorporado del todo el periodismo móvil. Léman Bleu ahora produce el 80% de sus videos con iPhones, después de elaborar un programa de noticias completo con esos teléfonos en el verano de 2015.

De acuerdo con Laurent Keller, editor en jefe de Léman Bleu, la organización comenzó a experimentar para reducir el equipamiento pesado, pero finalmente encontró ventajas inesperadas, como una mayor interactividad, proximidad y reacción en el caso de las noticias de última hora. Esa estrategia permite hacer un periodismo local más personal, sensible y cercano a la realidad, dice Keller.

El Hindustan Times, uno de los grandes periódicos tradicionales de la India, también dio un salto innovador, adoptando un ritmo de trabajo que se organiza alrededor de la tecnología móvil. Yusuf Omar fue contratado para liderar esa ambiciosa iniciativa.

"He sostenido la correa lo más floja posible", dice. "El modelo de Nic Dawes, quien me contrató, fue completamente libre al menos por los primeros dos meses; me dijo que hiciera lo que quisiera y construyera nuevos formatos".

Omar dice que ahora está orgulloso de no tener periodistas en su equipo.

"Creo que si construyes una cultura del periodismo móvil debes integrar las habilidades básicas para que pueda ser ejercido en absolutamente todas las personas de la empresa, desde el guardia de seguridad hasta el editor en jefe”, sostiene.

La columna de opinión de Nicolas Becquet sobre la falta de un buen periodismo móvil, escrita después de los atentados de noviembre de 2015 en París, fue reveladora. En esa ocasión, la cobertura de los medios francófonos sobre estos ataques decepcionaron a este periodista de L’Echo de Bélgica.

“Seguí los eventos en vivo gracias a varios usuarios de Periscope, y me shockeó que no hubiera ningún periodista entre ellos", dijo.

Él piensa que son muchos los medios que están luchando por integrar los móviles en los flujos de trabajo de sus redacciones.

"Hay un gran contraste entre la facilidad del uso de un teléfono inteligente y la complejidad para integrar su método en un medio de comunicación", señala.

La implementación del periodismo móvil en los medios, especialmente en los más tradicionales, es un verdadero desafío. Sin embargo, a medida que la tecnología se perfeccione y se vuelva más confiable, la industria comenzará a darse cuenta de todo su potencial.

Imagen cortesía de Dougal Shaw. Imagen secundaria cortesía de Yusuf Omar.