Chicas Poderosas busca involucrar a más mujeres latinoamericanas en tecnología y periodismo de datos

porMariana Santos
Jul 19, 2013 en Miscellaneous

Trabajar en redacciones con un equipo multidisciplinario de desarrolladores, periodistas y diseñadores se convirtió en parte de mi rutina diaria durante los últimos tres años, cuando me integré al equipo del Guardian Interactive.

Esto comenzó con mi ex jefe, Alastair Dant, que tuvo la visión no sólo de empezar el equipo Guardian Interactive, pero también reconoció la necesidad de poner a una mujer en un puesto clave. Esto cambió mi vida y me brindó la oportunidad de trabajar con un genio y de ver que ser mujer realmente marcaba una diferencia en nuestro ambiente laboral. Durante este tiempo creamos noticias utilizando las últimas tecnologías y con una actitud disruptiva hacia la comunicación.

Todo esto es lo que me impulsó a compartir esta experiencia con otras mujeres. Siento que las mujeres, especialmente en el mundo latino, somos las primeras en cortar nuestras propias alas, algo que nos impide soñar en grande y creer que podemos llegar lejos en nuestras carreras. No estoy segura si es debido a la humildad o la falta de confianza. ¡O tal vez incluso una sobredosis de altas expectativas y una obsesión con la perfección! Nuestra sociedad tiene bastante de estos componentes, lo que hace más difícil que las mujeres salgan adelante en la gestión de alto nivel y en algunos trabajos técnicos. Creo que tenemos que ser las primeras en confiar en nosotras mismas.

Es por eso que estoy lanzando "Chicas Poderosas" en América Latina como parte de mi ICFJ Knight International Journalism Fellowship. Estoy invitando a las mejores profesionales con quien he trabajado codo a codo, para que podamos compartir nuestras historias sobre cómo llegamos adonde estamos y cómo es posible que cualquier otra chica también lo logre.

Vamos a compartir algunas herramientas y procesos que son específicos para nuestros roles: la minería de datos, scraping, el desarrollo de características interactivas, técnicas de investigación y técnicas de narración visual, entre otros temas.

Sin embargo, lo que principalmente pretendemos es reunir a un grupo de desconocidas con diferentes habilidades para trabajar juntas, aceptar el cambio y celebrar la posibilidad de desarrollar nuevos reportajes. Estos reportajes pueden ser interactivos, animados o visualizaciones de datos simples, utilizando todas las habilidades enseñadas por el equipo, donde los participantes aprenden a desarrollar un proceso en el que todos contribuyen a mejorar un producto.

Chicas Poderosas también tiene como objetivo iniciar una red en que la gente pueda mantenerse en contacto para seguir desarrollando y mantener el intercambio de conocimientos.

Chicas Poderosas espera iniciar un capítulo en cada país de América Latina, con representantes que trabajarán como embajadoras difundiendo el conocimiento y la filosofía de aceptar el trabajo en equipo, creyendo que las mujeres pueden cambiar el ambiente técnico de las redacciones. La idea es empoderar a las mujeres a creer en sí mismas y a trabajar duro. Queremos fortalecer esa actitud proactiva y el espíritu emprendedor.

Llegamos a la conclusión de que el objetivo de la "perfección" es el enemigo de "lo estupendo", y cómo a veces estar demasiado orientadas a los detalles nos lleva a no hacer algo porque pensamos que no va a ser impresionante. Creo que a veces tenemos que permitirnos hacer algo, aunque no sea perfecto. ¡Al menos podremos decir que lo intentamos! Y si aprendemos de nuestros errores, entonces siempre podremos lanzar la versión 2.0.

Este artículo apareció originalmente en inglés en el sitio web de Global Voices y se publicó en IJNet con permiso.

Mariana Santos es un narradora visual y fundadora de Chicas Poderosas, que está desarrollando este proyecto como Knight International Journalism Fellow.

Fotografía cortesía de Mariana Santos.

Este artículo fue traducido del inglés al español por Nathalie Cornet.