Cómo Público cambió su estrategia digital y aumentó su audiencia un 40% en un año

porMaite Fernandez
Jan 08 en Periodismo digital

Cuando Virginia Alonso empezó como adjunta a la dirección de Público, tomó una decisión que muchos considerarían radical, tal vez hasta suicida: decidió deshacerse de la sección deportiva. En un país como España, donde el fútbol es tan sagrado como la iglesia, decidir no cubrir fútbol puede ser considerado un sacrilegio.

"Decidimos no cubrir deportes a la manera en que hacen el resto de los medios de información general (...) No cubrimos fútbol ni ningún otro deporte", explicó Alonso. Público solo hace coberturas deportivas cuando están en línea con su enfoque editorial, o cuando ocurre un evento muy relevante, como que un atleta español gane un torneo mundial, dijo.

Eliminar la sección de deportes fue parte de una estrategia de contenido más amplia en la que se repensó el rol de las secciones que no aportaban grandes audiencias pero que daban mucho trabajo.

“Cuando llegué a Público, me encontré con una redacción muy pequeña, en la que todo el mundo hacía un poco de todo", contó Alonso, quien comenzó su nuevo rol en Público en octubre de 2016, luego de trabajar en organizaciones como 20Minutos y El Mundo. "Y no había una concreción de hacia dónde mirar. Cuando todo el mundo mira hacia todos los sitios, se dispersa muchísimo la atención, y la sensación es que no llegas”.

Al ser una redacción pequeña, su equipo planifica cómo se contarán las historias del día desde el principio, ya que producen solo unas pocas diariamente. "Es muy importante [para nosotros] enfocar nuestras historias muy, muy bien", dijo.

Acotar el enfoque fue uno de los primeros objetivos a cumplir. Para esto, Alonso y su equipo definieron las áreas de cobertura teniendo en cuenta la línea editorial del periódico. Las llamaron "las banderas de Público".

“Y de hecho las hicimos públicas. Publicamos un artículo en el que contábamos que esas serían nuestras banderas, y que nuestra información giraría en torno a esos ejes".

La redacción y la estrategia editorial se organizan en torno a nuevas áreas temáticas: mujeres, medio ambiente, dinero público, personas vulnerables, derechos individuales, derechos digitales, así como política y periodismo de investigación, entre otras. Además, crearon un pequeño equipo a cargo de las últimas noticias y las redes sociales, que no existía hasta entonces.

"Ese grupito lo que hace es atender la información que llega de agencias, la información que entra desde redes sociales, todo lo que no es información propia, pero siempre acotada a nuestras banderas", contó Alonso.

Centrar la redacción en torno a esas áreas temáticas estableció roles definidos y generó un aumento significativo en el tráfico. "El resultado en nuestra audiencia ha sido excepcional. No solo por eso, sino porque lo hemos complementado con otras cosas".

Mejoras en SEO y redes sociales. Otra tarea que asumió Alonso fue profesionalizar el uso de las redes sociales en la redacción. El equipo editorial comenzó a programar publicaciones en Facebook los fines de semana, a medir aquellas publicaciones que funcionaban mejor y a hacer transmisiones en Facebook Live.

"Empezamos a utilizar una herramienta [EzyInsights] que nos es muy útil, y nos permite ver en otros medios qué les está funcionando en qué momento. A raíz de eso, pautamos una estrategia de lo que ponemos en Facebook", explicó.

Además, contrató a un consultor externo SEO para mejorar el posicionamiento de las historias de Público y rediseñó el sitio de escritorio y el móvil.

El plan de acción fue implementado en enero de 2017. Gracias a todos esos cambios, el sitio está aumentando su audiencia un 40% mes a mes frente a 2016 desde febrero, contó Alonso.

Más transparencia. Otro proyecto que mantiene ocupada a Alonso es una herramienta para la trazabilidad de la información. En esta era de noticias falsas, Transparent Journalism Tool (TJTool) tiene como objetivo describir el proceso de producción de noticias de Público, desde cómo el equipo editorial decidió cubrir una historia, a qué autores fueron asignados para cubrirla y por qué decidieron utilizar ciertas fuentes y no otras.

La herramienta, aún en construcción, usa código abierto y puede ser utilizada por cualquier otro medio. TJTool cuenta con el apoyo de Google y fue reconocida como una de las herramientas más innovadoras en Europa por la Iniciativa de Noticias Digitales de Google.

"Es un ejercicio de transparencia brutal", dijo Alonso. "Pedimos transparencia a los poderes públicos pero nosotros, los medios, no hacemos nada transparente".

Imagen con licencia CC en Flickr, vía TEDx AlWaslWomen.