Idiomas

Ojo Público: un salto hacia el periodismo digital

Ojo Público: un salto hacia el periodismo digital

James Breiner | 29/12/15

Óscar Castilla trabajó durante 12 años en El Comercio, el periódico más importante de Perú, afilando sus habilidades para investigar casos de corrupción y crimen organizado.

Pero en 2014, Castilla y algunos de sus colegas de la unidad de investigación decidieron dejar el diario por razones editoriales.

"El director de entonces tenía una forma de ver el periodismo y nosotros teníamos otra", me dijo en una entrevista. "Queríamos hacer cosas innovadoras y el medio se resistía". 

Así que decidieron lanzar su propio medio digital de noticias: Ojo Público. Su primera investigación sobre los conflictos de intereses de los alcaldes de Lima, fue premiada en Barcelona por la Global Editors Network durante los Data Journalism Awards. 

Mucho por aprender

Castilla, de 35 años, admite que al principio no estaba preparado para todos los desafíos que debía afrontar para crear una publicación online. No sabía mucho sobre programación ni diseño web. Apenas usaba las redes sociales, claves para la distribución de contenido. Cuando trabajaba en El Comercio dejaba todo eso en manos de especialistas de otras áreas.

Tampoco sabía cómo financiar un medio de noticias. Descubrió que era particularmente difícil obtener dinero para mantener una publicación que se especializara en casos de corrupción. Ese tipo de periodismo le exige transparencia a los poderes políticos y empresariales, y los medios que molestan a esos poderes no reciben de ellos ni publicidad ni patrocinios.

Castilla contó sobre su salto al periodismo digital durante el Primer Encuentro Caribeño de Periodismo Investigativo, organizado en San Juan de Puerto Rico el mes pasado, donde fue parte de una mesa redonda que moderé sobre sostenibilidad. Más de 40 periodistas de 17 países participaron en el evento.

Contar historias con datos

Castilla contó cómo él y su equipo iniciaron el capítulo de Lima de Hacks/Hackers, que desarrolla la colaboración entre periodistas ("hacks") y programadores web ("hackers"), porque "no puede hacerse periodismo de investigación digital sin el componente especializado de los programadores. La apuesta del medio es contar historias de alto impacto ciudadano -ya sea a través del manejo de datos o del periodismo clásico- en formatos audiovisuales distintos e innovadores".

Este año, Ojo Público generó ingresos de US$110.000, con los que pudo mantener un equipo de 13 personas, incluyendo periodistas, programadores y personal administrativo, algunos a tiempo completo y otros de forma parcial o en calidad de colaboradores y practicantes.

Las fuentes de ingresos de Ojos Público son:

  • US$50.000 de Hivos (Holanda), el National Endowment for Democracy y la Fundación Knight (ICFJ-HacksLabs).
  • US$20.000 en contribuciones de los fundadores de Ojo Público (95%) y su Club de Amigos (5% en un período de 6 meses).
  • US$35.000 por desarrollo tecnológico y/o contenido editorial de proyectos con organizaciones de la sociedad civil que comparten la línea editorial de Ojo Público.
  • US$5.000 por impartir clases y talleres.
  • Apoyo de las principales universidades de Lima en cuestiones logísticas, no económicas, como la recepción de los eventos o talleres.

La publicación no acepta anuncios ni donaciones de empresas privadas. 

"Hacer la transición a lo digital me parece muy chévere, una muy buena forma de aprender", destacó Castilla. "Lo  recomiendo a todo periodista, pero siempre pensando ante todo en el modelo de negocio: cómo financiar, cómo subsistir, cómo vas a producir ese contenido que tanto te gusta".

Algunos ejemplos de las coberturas que han hecho en su primer año: una aplicación web llamada Cuidados intensivos, que investiga de qué modo las compañías farmacéuticas y los grupos de poder controlan el financiamiento de la salud; la minería ilegal de oro, que detalla el rol del crimen organizado transfronterizo y su impacto negativo en el medioambiente, así como sus nexos con refinerías de Suiza y Estados Unidos, y la Sala del poder, que examina la influencia de las corporaciones en la política y en la vida cotidiana de los ciudadanos.

En 2016, Castilla espera poner "más énfasis en los aspectos financieros y de mercadeo, y en la investigación y el análisis de la audiencia para sostener a la organización en el futuro". Una de sus prioridades será diversificar las fuentes de ingresos. "La necesidad agudiza el ingenio", concluyó.

Puedes ver la entrevista con Óscar Castilla a continuación:

 

Este post fue publicado originalmente en el blog News Entrepreneurs de James Breiner y es reproducido en IJNet con permiso.

Imagen con licencia Creative Commons en Flickr, vía Defence Images.

Tags: 

ESCRIBE UN COMENTARIO

Plain text

  • No se permiten etiquetas HTML.
  • Twitter message links are opened in new windows and rel="nofollow" is added.
  • Las direcciones de las páginas web y las de correo se convierten en enlaces automáticamente.
  • Saltos automáticos de líneas y de párrafos.
Please log in or register in order to comment this post.